Download!Download Point responsive WP Theme for FREE!

Por qué las placas tectónicas son necesarios para la vida

El núcleo líquido de la Tierra se mueve generando un campo magnético que envuelve al planeta. Los volcanes en erupción vomitan gases y pavimentan nuevas tierras con lava.

La superficie terrestre es un rompecabezas de placas del tamaño de continentes que se empujan, se rozan y chocan entre sí, generando poderosos procesos que forman montañas y transforman paisajes.

Los volcanes en erupción vomitan cases y pavimentan nuevas tierras con lava fresca

Y el metabolismo geológico del planeta, especialmente el dinamismo de sus placas tectónicas, es también responsable de hacerlo habitable. Si el planeta fuese una roca espacial fría, muerta e inerte, probablemente la vida como la conocemos no podría existir.

Otros mundos en el Sistema Solar tienen superficies antiguas con marcas de caracteres de millones o incluso miles de millones de años. Sin embargo, sobre la Tierra, las placas tectónicas se desplazan y se deslizan, renovando constantemente su superficie. En las dorsales oceánicas el magma se eleva formando una nueva corteza al separar dos placas.

Otros mundos en el Sistema Solar tienen superficies antiguas con marcas de caracteres de millones de años

Cuando dos placas se presionan entre sí, una sección de una puede quedar bajo la otra. Este proceso puede cavar trincheras oceánicas profundas o inducir erupciones volcánicas. Y a veces, como en los Himalayas, las placas continentales chocan entre sí y, al no tener otro destino, construyen montañas.

Loading...

Todo eso es esencial para que haya vida sobre la Tierra. Esos procesos llevan carbono dentro y fuera del interior del planeta, regulando la cantidad de dióxido de carbono en la atmósfera, un gas con efecto invernadero.

Todo eso es esencial para que haya vida sobre la Tierra

Cuando hay demasiado, la atmósfera atrapa mucho calor. El ciclo de carbono actúa como un termostato global, regulándose a sí mismo cuando es necesario. Un clima más cálido también genera más lluvia, que ayuda a extraer más dióxido de carbono fuera de la atmósfera.

El gas se disuelve en gotas que caen sobre la roca expuesta y las consecuentes reacciones químicas liberan el carbono y minerales como el calcio. El agua entonces fluye a través de ríos y riachuelos, hasta alcanzar el océano donde el carbono forma rocas carbonatadas y objetos orgánicos como conchas marinas.

El gas se disuelve en gotas que caen sobre la roca expuesta y las consecuentes reacciones químicas liberan el carbono y minerales como el calcio

El carbonato se sedimenta en el fondo marino sobre una placa tectónica que queda bajo subducción, llevando el carbono al interior de la Tierra.

Entonces, los volcanes escupen el carbono de vuelta a la atmósfera en forma de dióxido de carbono. Después de cientos de millones de años, el ciclo finalmente se termina.

Después de cientos de millones de años, el ciclo finalmente se termina.

Loading...
Close